El despido

El despido
¡Puntúa este post!

El despido es un tema de suma relevancia, tanto para los empresarios como para los trabajadores. En este sentido es que en las próximas entradas de blogs, analizaremos los aspectos relevantes y prácticos que se regulan en la legislación laboral, tratando los temas concernientes al despido, finiquito y pago de indemnizaciones.

Despido

 

El despido es la acción a través de la cual un empleador da por finalizado unilateralmente un contrato laboral con su empleado.

En nuestro país para realizar un despido es necesario que se justifique en las causales expresamente establecidas en la ley. Dichas  causales de terminación del contrato de trabajo se encuentran contenidas en los artículos 159, 160, 161 y 163 bis del Código del Trabajo.

En el caso que el trabajador(a) es despedido sin invocar causa legal alguna, podrá reclamar judicialmente del despido. Esto, sin perjuicio de hacerlo previamente a la Inspección del Trabajo.

  • Causales de despido que contempla la ley

Causales del artículo 159

1.- Mutuo acuerdo de las partes.

2.- Renuncia del trabajador, dando aviso a su empleador con treinta días de anticipación, a lo menos.

3.- Muerte del trabajador.

4.- Vencimiento del plazo convenido en el contrato. La duración del contrato de plazo fijo no podrá exceder de un año.

5.- Conclusión del trabajo o servicio que dio origen al contrato.

6.- Caso fortuito o fuerza mayor.

Causales del artículo 160

Las del artículo 160, que corresponden a las causales imputables al trabajador(a) , este no tiene derecho a indemnización.

1- Falta de probidad del trabajador en el desempeño de sus funciones;

2- Conductas de acoso sexual;

3- Vías de hecho ejercidas por el trabajador en contra del empleador o de cualquier trabajador que se desempeñe en la misma empresa;

4- Injurias proferidas por el trabajador al empleador, y

5- Conducta inmoral del trabajador que afecte a la empresa donde se desempeña.

6- Conductas de acoso laboral.

7-  Negociaciones que ejecute el trabajador dentro del giro del negocio y que hubieren sido prohibidas por escrito en el respectivo contrato por el empleador.

8- No concurrencia del trabajador a sus labores sin causa justificada durante dos días seguidos, dos lunes en el mes o un total de tres días durante igual período de tiempo; asimismo, la falta injustificada, o sin aviso previo de parte del trabajador que tuviere a su cargo una actividad, faena o máquina cuyo abandono o paralización signifique una perturbación grave en la marcha de la obra.

9- Abandono del trabajo por parte del trabajador, entendiéndose por tal:

a) la salida intempestiva e injustificada del trabajador del sitio de la faena y durante las horas de trabajo, sin permiso del empleador o de quien lo represente, y

b) la negativa a trabajar sin causa justificada en las faenas convenidas en el contrato.

10-Actos, omisiones o imprudencias temerarias que afecten a la seguridad o al funcionamiento del establecimiento, a la seguridad o a la actividad de los trabajadores, o a la salud de éstos.

11-  El perjuicio material causado intencionalmente en las instalaciones, maquinarias, herramientas, útiles de trabajo, productos o mercaderías.

12- Incumplimiento grave de las obligaciones que impone el contrato.

Causales del artículo 161

1- Necesidades de la empresa

Entre las necesidades quedan comprendidas las derivadas de la racionalización o modernización de la actividad, bajas en la productividad, cambios en las condiciones del mercado o de la economía, que hagan necesaria la separación de uno o más trabajadores.

Causal del artículo 163 bis

1- Esta causal se configura por haber sido sometido el empleador, mediante resolución judicial, a un procedimiento concursal de liquidación de sus bienes.

 

  • ¿Qué formalidades debe cumplir el despido para que sea legalmente válido?

El despido debe ser:

1- Comunicado por escrito por el empleador(a) al trabajador(a), personalmente o por carta certificada enviada al domicilio de éste, expresando la o las causales legales invocadas, los hechos en que se fundan y el estado de las cotizaciones previsionales.

2- La comunicación debe entregarse personalmente al trabajador o bien enviarse por carta certificada al domicilio registrado en el contrato dentro de los tres días hábiles siguientes a la separación del trabajador(a), o seis días si la causal es caso fortuito o fuerza mayor.

3- Si se invoca el artículo 161 del Código del Trabajo, el aviso debe ser dado con 30 días de anticipación. Sin embargo, este aviso puede sustituirse mediante el pago de una indemnización en dinero equivalente a un mes de la última remuneración, que se denomina “indemnización sustitutiva del aviso previo”.

4- El empleador(a) debe acompañar al aviso de término de contrato, los certificados que acrediten el pago de las cotizaciones previsionales (pensiones, AFP o INP), de salud (Fonasa o Isapre), y seguro de cesantía si correspondiere, hasta el último día del mes anterior al despido.

Si no ha efectuado el pago íntegro de dichas cotizaciones al momento del despido, éste no producirá el efecto de poner término al contrato, y deberá pagar al trabajador las remuneraciones y demás prestaciones establecidas en el contrato durante el período comprendido entre la fecha del despido y la fecha de envío de la comunicación en que acredite el pago de las imposiciones morosas.

 

Fuente: Dirección del Trabajo 

Foto: Greg Rakozy

 


Solicite tu información aquí

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *