Contrato social, la idea que creó al Estado

¿Alguna vez has escuchado sobre el contrato social? Es hora de conocer de qué se trata este término muy usado actualmente en la sociedad.

¿Qué es el contrato social?

El contrato social es una expresión que se utiliza en la filosofía, la ciencia política y la sociología sobre un acuerdo real o hipotético realizado en un grupo por sus miembros.

El término contrato social es acuñado por primera vez por el filósofo Jean-Jacques Rousseau en su obra El contrato social: o los principios del derecho político publicado en 1762.

Como teoría política, explica el origen y propósito del Estado y de los derechos humanos; los ciudadanos firman implícitamente con el Estado una vez que deciden vivir en una sociedad regulada por este último.

Es decir, para vivir en sociedad, los seres humanos acuerdan un contrato social implícito, que les otorga ciertos derechos a cambio de abandonar la libertad completa de la que dispondrían en estado de naturaleza.

Los derechos y deberes son las cláusulas del contrato, y el Estado es la entidad creada para hacerlas cumplir, así como también hacer cumplir las obligaciones legales de cada persona y empresa.

Características del contrato social

A continuación alguna de las características del contrato social planteado por Rousseau:

– Su función real es la de construir un principio de legitimación del poder, que como todos los principios de legitimación no tiene necesidad de ser derivado de un hecho realmente sucedido para ser válido.

– Es un pacto del individuo con la comunidad y de la comunidad con el individuo.

– En virtud del pacto social cada persona se entrega a la voluntad general como cuerpo moral y colectivo, donde todos votarán y serán miembros.

– El legislador debe redactar leyes sabiendo antes si su pueblo está preparadas para ellas.

– Los pueblos deben superar su tiempo de juventud, porque antes de someterlos al rigor de las leyes deben lograr la madurez.

– Cada comunidad, para poder civilizarse debe respetar su propia identidad y no copiar modelos extranjeros.

– Al Estado lo hacen los hombres y el territorio que habitan de manera que tiene que haber un equilibrio para asegurar la manutención del pueblo, porque los desequilibrios acarrean conflictos con los vecinos y guerras.

– Para instituir un pueblo el mejor momento es cuando hay abundancia y paz para que sea un estado más seguro, más estable y no tiránico.

– Una gran cantidad de personas reunidas son consideradas un solo cuerpo con una sola voluntad, referida a la conservación común y el bienestar general.

Si lo vemos desde el punto de negocio, es una forma de llevar la gestión empresarial a las leyes que rigen a un país, porque busca controlar, dirigir y organizar los ámbitos más importantes del negocio, que en este caso es una sociedad.

Análisis del contrato social

Existen mucha interpretaciones del contrato social pero sus aspectos sociales y políticos son los que más se discuten:

Contrato social en el aspecto político

En el aspecto político la doctrina de Rousseau era igualitaria y anti-jerárquica y aunque la monarquía aparecía entre las formas posibles de gobierno, los reyes eran vistos como simples magistrados o funcionarios responsables del cumplimiento de las leyes.

Por lo que en definitiva, este contrato va dirigido más a la inteligencia que al corazón, ya que se trata de un estilo duro, seco, ambiguo y abierto a múltiples interpretaciones, sin embargo, existe la soberanía, entendida como el ejercicio de la voluntad general, que no puede dividirse ni enajenarse.

Si bien el contrato social da existencia y vida al cuerpo político, la ley le da movimiento y voluntad, determinando lo que debe hacer para conservarse y fijando todos los derechos, por medio de la legislación.

El objetivo del contrato social no es la perfección, es establecer sociedades reales capaces de atender a las necesidades y deseos del hombre, lo que nos lleva a hablar del aspecto social.

Contrato social en el aspecto social

El contrato social es una de las obras que más influencia han ejercido en el terreno de la teoría y la práctica política del mundo moderno, una gran ejemplo de esto es que fueron las palabras de Rousseau la inspiradora de la Revolución Francesa.

Por lo que, no es de sorprender que sociólogo y etnólogos reconocen a Rousseau como un precursor de las ciencias sociales e incluso hasta como fundador.

¿Cúal es tú opinión con respecto a las teorías de Rousseau sobre el contrato social? ¿Crees que son aplicables en la sociedad actual?

Contrato social, la idea que creó al Estado
¡Puntúa este post!

Pre-contratación de servicios

Llena nuestro formulario de contacto para contactar e iniciar las pre-contrataciones


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *